Dinamica Consciente

Dinámica Consciente

¿Qué es y cuáles son sus beneficios?

Un trabajo corporal que te invita a recobrar tu flexibilidad

Flexibilidad para el cuerpo, la mente y los procesos emocionales.

Practicar la Dinámica Consciente de forma regular te permite disfrutar de un cuerpo más flexible y con buen tono muscular.

Cada sesión es una invitación a descubrir, a través de tu cuerpo y de cómo él se desenvuelve, la manera tan personal que tienes de sentir el mundo y relacionarte con él.

La Dinámica Consciente es una invitación a sentirte cómoda/o en tu cuerpo (bello, por estar menos contraído y sentirse más libre); en congruencia con tu mente tranquila y, a la vez, despierta; con un estado emocional de calma y sentimiento de estar en paz contigo misma/o.

Un trabajo corporal que te invita a recobrar tu flexibilidad

Flexibilidad para el cuerpo,
la mente y los procesos
emocionales.

Practicar la Dinámica Consciente de forma regular te permite disfrutar de un cuerpo más flexible y con buen tono muscular.

Cada sesión es una invitación a descubrir, a través de tu cuerpo y de cómo él se desenvuelve, la manera tan personal que tienes de sentir el mundo y relacionarte con él.

La Dinámica Consciente es una invitación a sentirte cómoda/o en tu cuerpo (bello, por estar menos contraído y sentirse más libre); en congruencia con tu mente tranquila y, a la vez, despierta; con un estado emocional de calma y sentimiento de estar en paz contigo misma/o.

Otra manera de sentir, hacer y fluir con la vida es posible

Icono flechagris

La Dinámica Consciente, tal cual se la conoce hoy, nació en mayo de 2020. Sin embargo, sus primeros pasos se remontan al año 2016 cuando decidí dejar la Antigimnasia de Thérèse Bertherat para desarrollar mi propia técnica corporal.

¿Qué pasó entre 2016 y 2020? Mientras estaba explorando los matices que esta nueva técnica tendría, y decidiendo cuáles serían sus bases, conocí a Fosco Matteini: un fisioterapeuta que se había formado con Françoise Mésières y que ejerció durante años como formador de profesionales de Antigimnasia. Hacía un tiempo que Fosco había dado vida a A.M.O. (Arminozzazione Morfologica Olistica) y estaba convocando a profesionales con experiencia que quisieran propararse como formadores de su técnica corporal y holística. La propuesta me pareció interesante y tanto Fosco como Elvira, su mujer y compañera en este proyecto, me cautivaron por su espíritu humano y generoso.

Con ellos aprendí información muy valiosa en el ámbito de la anatomía humana y, la morfología y mecánica de la respiración. También, su manera de hacer en su trabajo ampliaron la visión que tenía hasta entonces de las posibilidades de estas técnicas corporales, las cuales van mucho más allá de un simple trabajo corporal. Una manera de hacer que se caracteriza por sentirse cercana, en presencia y en una conexión simple, por ser sincera, con una/o misma/o y el grupo que participa en cada sesión.

Mi paso por A.M.O. fue muy enriquecedor. Sin embargo, la pulsión por seguir mi propio camino me llevó a tomar la decisión de despedirme amistosamente del proyecto. Fue entonces cuando la Dinámica Consciente se acabó de consolidar.

 

Es una de las tres técnicas del Método GREM y, como tal, te propone un proceso de autoconocimiento y cambio hacia el bienestar.

En la Dinámica Consciente, el cuerpo se presenta como la puerta de entrada para descubrir quienes somos, cómo sentimos la vida y nos relacionamos con ella. Una propuesta de trabajo corporal, la cual, además de recobrar flexibilidad, tono muscular y amplitud de movimiento, te propone reconocerte en el momento presente; una visión renovada, actual, de ti y tus posibilidades.

La Dinámica Consciente es un trabajo corporal que te invita a reconocer tu cuerpo en el momento presente, descubrir cómo está y cómo estás gracias a una atención y movimientos precisos que te proponen agudizar la percepción de tu propio cuerpo y despertar tus sentidos.

La Dinámica Consciente propone un cambio corporal profundo, tanto a nivel estructural (influyendo en su forma) como funcional (influyendo en su capacidad y cualidad de acción) gracias a:

  • Contracciones isométricas excéntricas y concéntricas
  • Respiración Sinérgica
  • Atención activa
  • Coordinación precisa y secuencial de movimiento

(En breve explicaré cada uno de estos cuatro puntos y su importancia para reencontrarnos con nuestra forma natural física (sin tantas tensiones ni limitaciones) y una manera de actuar con agilidad y soltura.)

La Dinámica Consciente tienen en cuenta, como uno de los elementos básicos y fundamentales que de dan a la técnica una base sólida, el descubrimiento sobre las cadenas musculares de Françoise Mézières y los principios biomecánicos que de él se desprenden.

También es un elemento fundamental de base, la capacidad que tiene nuestra mente de crear nuevas conexiones neuronales permitiendo nuevos aprendizajes, nuevas maneras de actuar y de sentir. La Dinámica Consciente es un acto de neuroplasticidad desde un abordaje corporal.

 

Las sesiones de Dinámica Consciente proponen una serie de movimientos que nos dan la posibilidad de recobrar tono muscular como agilidad y flexibilidad del cuerpo, la mente y los procesos emocionales, sin las torsiones y acortamientos que nuestro cuerpo sufre a lo largo de la vida y las vivencias que las acompañan.

Siendo un abordaje desde el cuerpo en busca de mayor bienestar físico , y sin entrar en el terreno de la terapia psicológica, la atención activa que se dedica al cuerpo durante cada sesión en la ejecución de los distintos movimientos, estiramientos y propuestas de acción nos lleva a descubrir qué maneras de sentir y actuar están detrás de la incomodidad física que condicionan nuestro movimiento.

Para un cambio físico real y duradero se hace imprescindible comprender nuestra historia y nuestro presente mediante un re-conocimiento de nuestro propio cuerpo y de las sensaciones, percepciones y emociones que experimentamos gracias a él.

Los movimientos se realizan en una atención activa en el aquí y ahora permitiendo una visión actual, sentida, de nosotros/as mismos/as.Cada movimiento en las sesiones invita a tomar contacto con el momento presente, el único momento en el que puede ser sentida la vida. 

 

Beneficios para la práctica regular

Esto es lo que puedes esperar que pase si te inscribes a las sesiones (semanales o quincenales) o sigues las video-sesiones con regularidad.

Tono muscular sano

Los músculos adormecidos descubrirán cómo activarse y los que están tensos, a soltar y por fin descansar.

Más flexibilidad y agilidad

Tus articulaciones tendrán mayor amplitud y fluidez de movimiento, favoreciendo un cuerpo y mente ágiles y flexibles.

Respiración amplia y fluida

Podrás reencontrarte con una respiración profunda natural y sin esfuerzos gracias a un cuerpo con menos tensión.

Menos rigideces y dolores

Poco a poco, notarás que los dolores crónicos se hacen menos frecuentes e intensos permitiéndote vivir con mayor comodidad.

Prevención de lesiones

Serás capaz de evitar futuras lesiones gracias una mayor flexiblibilidad y conocimiento sobre tu cuerpo y sus posibiliddes.

Percepción más fina

Serás capaz de sentir con mayor precisión tu cuerpo; incluso zonas que hasta el momento parecían dormidas.

Armonía y paz interior

Descubrirás cómo una atención activa, a través de tu cuerpo en el momento presente, es una invitación estados de calma.

Reconocimiento de tus emociones

Serás capaz de reconocer con mayor claridad tus estados emocionales para comprenderlos y saber acompañarlos.

Hacer las paces contigo

Descubrirás tu historia en tu cuerpo para reconciliarte con aquello que no te gusta de ti y quererte incondicionalmente.

Los 4 momentos de cada sesión

Cada sesión te invitará a transitar por las siguientes etapas. Cada una de ellas te propondrá experiencias nuevas; algunas desafiantes, otras sorprendentes, otras pasarán casi imperceptibles.

Pero todas ellas tendrán algo en común, te ofrecerán la posibilidad de afinar la percepción de ti mismo/a y descubrir una versión tuya actualizada. ¿Quién eres al día de hoy? ¿Qué te sienta bien? ¿Qué te hace feliz? 

Cada sesión te invitará a transitar por las siguientes etapas. Cada una de ellas te propondrá experiencias nuevas; algunas desafiantes, otras sorprendentes, otras pasarán casi imperceptibles.

Pero todas ellas tendrán algo en común, te ofrecerán la posibilidad de afinar la percepción de ti mismo/a y descubrir una versión tuya actualizada. ¿Quién eres al día de hoy? ¿Qué te sienta bien? ¿Qué te hace feliz? 

Una primera toma de contacto

1. Preparación

Tomamos de contacto con aquella o aquellas zonas de nuestro cuerpo a las que se les pedirá un movimiento, a las que se les invitará a un cambio.

Todo movimiento representa un cambio; de ubicación, de orientación, de acción. Nuestro movimiento corporal podría definirse también como un comportamiento; como esa acción visible dentro de un proceso de gran variedad de movimientos internos no observables, como lo son los estados sentimentales, las respuestas emocionales, los procesos perceptivos y el pensamiento.

La preparación ,en sí misma, presenta paradójicamente los primeros movimientos de la sesión, ya que la atención y el despertar del sentido del tacto significan un movimiento perceptivo, atencional y mnémico (relativo a la memoria) sustentado por una retroalimentación cortical, subcortical, límbica, muscular y visceral. Dicho de otro modo, sustentado por un rico diálogo entre nuestra mente y nuestro cuerpo.

¿Qué hace nuestro cuerpo y cómo?

2. Invitación al movimiento

Una invitación, y a la vez, una comprobación, un descubrimiento. El momento para descubrir qué movimiento y de qué manera nuestro cuerpo-mente es capaz de llevar a la práctica.

Para hacer un movimiento, nuestra mente necesita información de aquello que queremos mover. (La “Preparación” facilita esta comunicación.)

También, es necesaria una intención. Ésta es como el combustible que alimenta todo el proceso en la concreción de un movimiento. El paso siguiente es la planificación, una tarea que mente-cuerpo definen en conjunto gracias a una retroalimentación sensorio-motriz (los músculos le cuentan a la mente cómo están y ésta envía las órdenes de movimiento a los músculos necesarios para llevar a cabo la acción planeada).

Y lo más fascinante es que todo este proceso ocurre de manera inconsciente, mientras a lo que nos dedicamos conscientemente es a invitar a nuestro cuerpo a realizar un movimiento concreto o una secuencia de movimientos precisos, a un tiempo y ritmo que dejen espacio para que dicho proceso se desenvuelva de forma natural.

Una vez puesto en acción el movimiento o secuencia de movimientos, nuestra mente-cuerpo continúan haciendo, sobre la marcha, los ajustes necesarios para que cada vez el movimiento o secuencia resulten más precisos. Lo que comienza siendo un proceso puramente inconsciente, en la afinación del movimiento consigue, poco a poco, atender y responder a peticiones conscientes.

A lo largo de dicho proceso hemos enriquecido nuestra capacidad perceptiva, motriz y puesto en marcha mecanismos neurales de atención, memoria y otros procesos cognitivos fundamentales para una vida sana y enriquecedora.

Combinando experiencias

3. Integración

Hacia el final, una secuencia de movimientos que nos permite fundir en ella los movimientos más relevantes, vividos durante la sesión, en una única experiencia.

También es el momento de atender, si aún no lo hemos hecho, aquellas zonas de nuestro cuerpo que han estado participando de una manera menos activa o protagónica.Es el momento de descubrir cómo dialogan entre ellas las distintas regiones de nuestro cuerpo, cómo se relacionan entre sí y son capaces de actuar en sinergia. Varios movimientos se convierten en uno solo.

¿Qué deja esta sesión en mí?

4. Reconocimiento

Una mirada renovada, actual, de nosotros/as mismos/as.

Un momento al final de la sesión ,y en ocasiones también durante, para descubrir qué cambios, mensajes, sensaciones ha dejado en nosotros/as. ¿Qué mensajes despierta en nuestro cuerpo esta sesión? ¿Qué percepción/imagen de mí misma/o está presente en este momento?

Este sitio web utiliza cookies y recopila datos personales para mejorar tu experiencia de navegación.
Pide una entrevista informativa gratuita y sin compromiso. La entrevista puede ser presencial, online o por teléfono.